Restaurante Cancook, la juventud brilla - Zaragoza - Alerta Foodie
Una aventura gastronómica

Cancook, la juventud también brilla (Punt: 7.5/10⭐)

0 2

En el barrio de la Romareda en la ciudad aragonesa de Zaragoza se emplaza el restaurante Cancook este pequeño espacio que consiguiera su estrella Michelin en la última gala celebrada en Lisboa. El joven equipo comandado por los chefs Diego Millan y Ramces Gonzalez, ofrece una cara atrevida, con ganas de agradar y con una clara influencia de restaurantes catalanes en sus platos.

Los cocineros, menores de 28 años, mezclan una visión de la cocina arriesgada con unas elaboraciones correctas, en ciertas ocasiones esas combinaciones tan arriesgadas en Cancook terminan por enmascarar algunos sabores, muchas veces esa juventud juega en contra, el exceso de ímpetu en platos que no tiene sentido, aunque en esta ocasión lo vemos muy controlado.

El trato en la sala de Cancook es magnifico, también es una mezcla extraña, un equipo joven muy minucioso, no es de esos restaurantes en los que el servicio va en camiseta y hablan sin ningún formalismo, mantienen la distancia a la vez que hacen la cena agradable.

¿Qué pedimos?

El restaurante Cancook cuenta con dos menús degustación, varían longitud y platos, debido que fui a cenar y que estaba trabajando elegí en esta ocasión el corto. Compuesto por los aperitivos, cinco platos pricipales y un postre.

Los snacks fueron lo primero que llegaron a la mesa. Primero un helado de coliflor con huevas de trucha, tras este pimiento a la brasa, su original versión del bocadillo de calamares y para terminar el ‘pollo al chilindron’ que este último me pareció excelso y ya adelanto que fue el mejor bocado de la cena.

Pollo al chilindron del restaurante Cancook

El primer plato del menú es ‘escabeche, encurtidos y salazones’, buen plato con diferentes texturas, cierta acidez. Un juego que está muy conseguido.

Escabeches

El siguiente es un tartar de chuleta con helado de mostaza y alcaparra, mucho protagonismo de la mostaza para mí, que disimula el sabor de la carne.

Continuamos con unos callos de bacalao, almedra frita y guisantes a la brasa, buen plato, aunque me suele pasar últimamente que la brasa te deja marca en la boca incluso un rato después de terminar el plato y no me termina de ser agradable.

El siguiente, es la merluza de Cancook, un plato calcado en esquema al que hace Jordi Cruz en Abac, aunqe bastante menos fino, el que elaboran en el restaurante barcelonés es una maravilla.

Lo mejor del mar del restaurante Cancook

Para terminar la parte salada es el lomo de vaca y cogollo de la ribera a la brasa, bastante simple, no me parece un gran plato para terminar el menú.

Lomo de vaca

Su postre fue ‘Chocolate’ me recuerda también a la Anarkia de Jordi Cruz con los chocolates en diferentes texturas y elaboraciones, el problema es que si te inspiras en algún restaurante de ese nivel es muy dificil llegar a su nivel y en la comparación siempre pierdes, tengo que decir que el postre estaba muy bueno y conseguido.

Chocolate Restaurante Cancook

¿Qué pagamos?

El precio de nuestro menú es de 62 euros, creo que es más que asequible para un menú de este tipo y es un restaurante más que interesante. Un equipo al que seguirle la pista porque imagino que con esa juventud el futuro que se les abre delante de ellos es increíble.

Información:

Dirección:  Calle Juan II de Aragón, 5, 50009 Zaragoza

Reservas: Cancook

Cierra: Domingos y lunes